Lecturas de agosto

Se va el mes de agosto, demasiado calor, mucho tiempo libre, ¿hablamos de libros? ¿hablamos de los libros que he leído? son estos dos:

ELEANOR OLIPHANT ESTÁ PERFECTAMENTE, de Gail Honeyman.

Es una novela de autorreconocimiento, directa y optimista. Su estilo es sencillo y claro, no hay subterfugios ni palabras rebuscadas, ni trampas literarias difíciles. Quizá sólo pretende hacernos ver que cada persona es única en sí misma, y que esa unicidad merece todo nuestro respeto y todo nuestro apoyo.

En ocasiones no somos las mujeres ni los hombres que decimos ser. Aparentamos: para que nos acepten; para llevar una vida “normal”. Para ocultarnos. Eleanor es una persona que ha sufrido mucho y lo oculta. Por miedo. Por vergüenza, y también porque la autora nos introduce en un mundo aparte, el de las víctimas,  los traumas, las adicciones,  los trastornos mentales. Eleanor emprende otra vida cuando toca fondo, es lo que les pasa a las personas desesperadas. Va dando pequeños pasos y eso nos cuenta la novela de forma humana. No desentraño más.

(pág. 161):”Mi reflejo mostraba a una mujer mucho más joven, segura de sí misma, con una melena reluciente que le llegaba por los hombros y un flequillo cruzado que reposaba justo sobre su mejilla cicatrizada. ¿Yo?… -Me has hecho relucir, Laura.- le dije. Intenté detenerme ahí, pero me rodó una lágrima por un lado de la nariz. Me la enjuagué con la mano para que no me mojara las puntas de mi nuevo pelo-.Gracias por hacerme relucir.”

-HOZUKI, LA LIBRERIA DE MITSUKO, de Aki Shimazaki.

La autora es mitad japonesa, mitad canadiense, y esta novela también habla de otra persona que ha sufrido, pero que no lo sabe. Lleva varias vidas y en su transcurrir todas confluyen gracias a un niño. La vida de esta mujer da muchos vuelcos y el conjunto de esta novela nos lo demuestra. En un lenguaje plano, plagado de referencias a la lengua japonesa, se nota que la autora es traductora, se nos desvela la historia de la  maternidad de la protagonista.

(pág. 135): “-Taro…

-¿Sí, mamá?

-Tú naciste para salvarme la vida.

-Ya me lo has dicho, pero tú me tuviste porque yo quería ser tu hijo…”

Se necesitan. La madre necesita a ese hijo no biológico que el destino puso en sus brazos. El hijo necesita a esa madre que eligió rescatarlo sin pensárselo dos veces.

Son muy distintas.

Igualmente atrayentes.

 

 

 

Despertar el gusto por la filosofía

Leo un artículo del periódico El País, “La Filosofía en pie de guerra”, y me pongo en guardia. Yo estudié filosofía en 3º del antiguo BUP, y en COU, también reciclado. Fue una asignatura que, a pesar de lo accidentada, me resultó muy provechosa. Accidentada porque el profesorado fue muy distinto, pero creo que eso nos enriqueció más porque nos dio más perspectiva a la hora de estudiar la asignatura. A mí personalmente me permitió dar nombre a ciertas ideas y pensamientos, y sobre todo a abrir mi mente.

Os pongo el enlace del artículo por si estaís interesados en leerlo: https://elpais.com/cultura/2018/07/13/actualidad/1531501508_070381.html

Este artículo menciona el tema de la desaparición de la filosofía como asignatura en el Bachillerato. Y me quedo perpleja porque, perdonad mi desconocimiento, no lo sabía. Me parece ¿terrible?, sí, creo que sí. Guardo como un tesoro algunos libros de aquella época; en el momento de cursar Filosofía, nos parecía a los de mi edad, un rollazo total. Ahora esas palabras no se emplean pero era así. Cuando transcurre el tiempo tomas distancia y percibes las cosas de otra manera. Ya no es el rollo de los filósofos antiguos ni los pensadores de la Ilustración, sino que revivir esa historia del pensamiento te permite hacerte con un criterio. Evidentemente no se trata de aprenderte de memoria las teorías de cada uno de los filósofos que ha habido.  Hay que leer e “ilustrarse” con las obras originales dentro de lo posible, e iniciar un diálogo como hacía Platón, cuyas obras más importantes las elaboró con el esquema de un diálogo. Hablando  se entiende la gente, eso dicen, y lo propone como método pedagógico, guiado también por lo que en su época se estilaba.

Platón, Aristóteles, esos fueron mis grandes iniciadores. La teoría de las ideas y la inmortalidad del alma de uno , y el incipiente empirismo del otro, de lo que podemos ser en “potencia”inauguraron mis lecturas filosóficas. Vista así la filosofía puede aburrir o parecer tediosa. La filosofía es pensar y razonar sobre el mundo que nos rodea, dando así paso al debate y al estudio, por lo que las lecturas de cada autor nos habla de cómo hemos evolucionado.  Mis profesores de aquella época me contagiaron en un momento totalmente idílico para mí que huía de la realidad.

A recomendar un libro: una forma amena de adentrarse en los vericuetos de esta rama del pensamiento, la principal.

 

 

Si alguien nos la muestra de forma atrayente,

no dudo que nos beneficiará, bien sea para

descubrir y descubrírsela a alguien, bien

sea para recordarla.

Y si queréis vivir la filosofía: las Meditaciones de Marco Aurelio.

Hablo de la occidental porque la oriental es aún más rica y compleja. En el momento actual la rutina de la vida diaria nos hace olvidar que somos seres pensantes, al  menos me sucede a mí, y creo que debemos volver nuestra vista a las mentes de antes, y hacerlo desde la educación.

Por favor, que vuelva la filosofía al Bachillerato.

 

Superpoderes

Esta semana me ha dado por pensar en qué estoy haciendo mal para que a mí hijo de casi 12 años no le guste leer.  Leo y leo para descubrir libros que le pueda apetecer leer, miro guías sobre las características de libros para su edad y  me suscribo a otros  blogs orientadores de literatura infantil y juvenil; por cierto, os dejo el enlace con uno que me ha parecido muy interesante a raíz de este artículo:

https://www.is4k.es/blog/lecturas-recomendables-para-ninos-y-adolescentes-conectados

Sobre todo ahora que el tema de internet, redes sociales y videojuegos está a la orden del día. Queramos o no nuestros hijos, sobrinos, nietos, o ahijados, están de una forma u otra conectados a una pantalla. ¿Cómo conseguir apartarlos de ahí y que descubran otros mundos aún más fascinantes, como la lectura, la naturaleza, los deportes, las distintas artes: dibujo, cine, música, fotografía, pintura…?

Hablo con un vecino y descubro que ya no es solo leer, sino salir a la calle.  A estos niños en general les cuesta salir cuando los padres les incitamos a ello. ¿Por qué? Hoy es el día de las preguntas. De los interrogantes. En mi caso, cuando hago alguna actividad con una, el otro no quiere. Seguramente es una mala gestión por mi parte. Pero ¿ cómo compaginas diferentes edades, diferentes formas de ser, distintos gustos y hábitos…? Y sobre todo, distintos estados de ánimo????????

Ayer paseando entré en una gran librería.Y encontré un libro: no es una novela, no es un cómic, no es historia…, pero  anoche se puso a leerlo conmigo. Imaginaos mi sonrisa. Es un libro ilustrado que habla de los “superpoderes” de los animales: ANIMALES SUPERHÉROES. Publicado por la editorial Océano, colección Travesía. Sus autores son Raphaël Martin(texto) y Guillaume Plantevin(ilustraciones). Les quedo eternamente agradecida. 

 

Voy a coleccionar esos ratitos con él cuando está volcado en esas otras actividades de descubrimiento, y serán nuestros pequeños logros. Nuestras pequeñas aventuras.

Feliz semana. Feliz julio que se acaba.

Un libro que ayuda: biblioterapia

Esta semana quería invitaros a la reflexión: ¿ ayudan los libros?, ¿sí? ¿no?¿qué tipo de ayuda nos pueden ofrecer, aparte del entretenimiento, la belleza, el conocimiento…?¿hay libros específicos para “ayudar”?¿qué son los libros de “auto-ayuda”? temática  difícil. Existen muchos autores dedicándose a publicar libros para  “ayudarnos” en nuestro día a día con sus libros: tipo Paulo Coelho,  Louise L. Hay, o  Geneen Roth, y  Wayne Dyer, Napoleon Hill, Jorge Bucay,  Dale Carnegie…, es un género muy tocado, aquí y fuera de nuestro país:  Rafael Santandreu, Mario Alonso Puig,   Laín Entralgo, Rut Nieves, Ferrán Ramón-Cortés, Ramón Campayo…, me falta entrada y blog para enumerarles porque cada uno destaca por algún motivo muy concreto. Me dejo a muchos, muchísimos.

OS PROPONGO QUE ME CITÉIS UN AUTOR O UN TÍTULO QUE OS HAYA IMPRESIONADO O MOTIVADO O QUIZÁS …AYUDADO, en vuestros comentarios si queréis explicadme algo de ellos.  Yo os cito algunos leídos por mí: -REINVENTARSE, de Mario Alonso Puig.

-EL ARTE DE NO AMARGARSE LA VIDA, de Rafael Santandreu.

-LA ISLA DE LOS CINCO FAROS, de Ferrán Ramón-Cortes.

-EL PODER ESTÁ DENTRO DE TI, de Louise L. Hay.

 Yo era muy reacia a esta literatura pero compruebo en mi día a día que no se puede menospreciar, y ya no por el público tan numeroso al que llega, sino porque algunos te guían, te acompañan, son tus “coachs” personales. Se convierten en libros de cabecera.  Tú decides pero ellos te dan caminos. En el  libro  EL PODER ESTÁ DENTRO DE TI, su autora dice: “Encontrarás muchísima información en este libro…,si digo algo con lo que no estás de acuerdo, sencillamente pásalo por alto, no lo tengas en cuenta.” O sea, que ellos dan pautas y tú pones el límite.

Hace poco compartí un artículo de www.psicopedia.net que me resultó  muy revelador: http://psicopedia.net/1345/adolescencia-felicidad-adaptacion/ porque además me recordó el concepto de biblioterapia. Estos libros de auto-ayuda se venden mucho, millones de ejemplares en todo el mundo.  Como en cualquier faceta de la vida, la literatura se puebla de literatura vendible, pero no estoy hablando de los best seller, sino de libros que nos ayudan a ser más felices, los llamados de auto-ayuda.  De autodescubrimiento. De querencia a uno mísmo. De entrenamiento. De empoderamiento de la persona que lee este libro y redescubre posibilidades que estaban en su interior.

No son mi fuerte, yo pertenezco más al ámbito literario, o digámoslo de otra forma, de ficción, pero nunca los olvido y los tengo presentes en mis lecturas. De hecho este libro de Hay, está con subrayados y con anotaciones en los márgenes. No lo pude evitar. A veces al leerlo me estaba reconociendo en una situación o un sentir. Y al hacerlo, podía digerir mejor esa circunstancia o explicar con palabras lo que me escocía por dentro. Lo que fundamentalmente expresan es AMOR, hacia uno mismo y hacia los demás. En ocasiones se nos olvida que escriba como escriba el autor, la literatura puede ser terapéutica.

Un libro curioso que me viene al dedillo: 

biblioterapia (del gr. biblíon, libro, y therapeía, a

sistencia)


f. prescripción de novelas para las dolencias de la vida


(Berthoud y Elderkin, 2014)


Este libro es un manual de medicina, solo que algo diferente de los demás

 

Así empieza este libro que no tiene desperdicio, y si no leemos la primera cita de D.H.Lawrence: “Uno se libera de sus enfermedades vertiéndolas en los libros; vuelve a presentar y a experimentar sus sentimientos para así dominarlos”.  Todo un reto.  A ello!

Y esta ha sido mi sesión de blogterapia.

Demora o urgencia en leer

Feliz día, y caluroso: estoy leyendo artículos donde recomiendan lecturas para este verano. Unos clasifican el verano de tiempo de demora, de tiempo para “sentir” y darse ese placer de la lentitud. Para mí el verano es un tiempo de urgencias, de prisas por acabar, de historias perturbadoras, de complicaciones, de aventuras…, y al mismo tiempo es también lentitud:las horas transcurren lentas, muy lentas. ¿Será el calor?

 

Puede ser. Leer apetece tanto que se amontonan los libros y las páginas y las ganas de saber y de pensar. Novela negra con sus misterios; novela romántica con esas historias de dos y de tres y de antepasados entrelazados; novela histórica con sus trasfondos actuales; novela y poesía, relatos, historias gráficas…, me apasiona la literatura. Me apasiona el mundo escrito. Ese es el empeño de este blog: ese es mi sueño, contagiaros, aunque sé que algunos ya estáis inmersos en la lectura y que podéis enseñarme mucho, mi pretensión es acercaros a ese mundo de escapada y reencuentro. Leer nos hace libres, leer nos abre la mente, y más allá de la cultura que podemos alcanzar, porque no hay nada como la vivencia de cada uno y con cada uno de los habitantes del planeta, leer es enseñar libertad, como dice Antonio Muñoz Molina,  nos permite agrandarnos como Alicia en el Pais de las maravillas, y decidir.  Leed y disfrutad. Os enlazo con el audiolibro que he encontrado en youtube. Hay una edición muy buena en Alianza editorial, en formato bolsillo.

https://youtu.be/AcCIGLsyHYY

Si la lectura no nos proporciona placer, y este concepto alcanza a “agradar o dar gusto”, y también “goce, disfrute espiritual” mal vamos. Porque toda lectura nos conducirá a una sensación. La consideración que le demos es propia, nuestra, decisiva.

 

 

Cuadernos de vacaciones

Feliz semana: Llega el veranito: ¿sol, calor, playa?, más tiempo libre o no según se mire, excursiones, viajes, festivales, reuniones familiares…, y como no lecturas de veranito. Llegan las recomendaciones, los libros aparcados en el otoño sobre la mesita de noche, las prisas por acabar el que estamos leyendo, y surgen las ganas de leer. Junto a la piscina, en el balcón, bajo el porche, en la terracita con el aperitivo, en la playa sobre la arena ardiente (recomiento protección y precaución), todos los espacios son posibles si encontramos ese momento de calma para leer y perderse literalmente.

Igual que muchos niños de primaria y secundaria con sus “cuadernos de vacaciones”, los adultos tenemos nuestros deberes lectores.

 

Estas son mis propuestas, variadas y variopintas, para llenar las horas de imaginación y reflexión:

-Si te gusta la cocina y quieres probar recetas mediterráneas, y próximas, te recomiendo este libro LA COCINA DE LA MARINA ALTA, de Josep V. Miralles y Marisa Piles. 

Sólo con introducirte en sus recetas ya se saborea el cuinar de montaña y mar unidos, con el sol de fondo y un mestizaje de productos de la zona: los arroces, los boquerones, las cerezas, los erizos de mar, los capellanes, los dulces de almendra y calabaza…, todo un lujo amenizado con textos de varios autores, que yo no conocía, pero que nos ayudan a conocer la Marina desde otros puntos de vista: Vicent Baydal, Felip Bens, Tono Fornés, Carlos Fuster, Pepa Guardiola y Toni Sabater.

-Si tenéis alrededor vuestro niños curiosos que os preguntan y os preguntan, ahí va este librito que además es muy interesante incluso para los adultos: PAPÁ, ¿DÓNDE SE ENCHUFA EL SOL?, de Antonio Martínez Ron.

Si pincháis en la imagen de la portada, os iréis a un trailer del libro que es muy ilustrativo. Desde la experiencia de unos padres, nace la idea de un libro-juego para inspirar e ilustrar a los más peques.

Ya me diréis.

-Si os apetece novela, toca hablar de dos: TAMBIÉN ESTO PASARÁ, de Milena Busquets: cuando alguien me mencionó este libro no pensé que me fuera a  interesar tanto.  La madre de la protagonista es una autora que me fascinó hace años: Esther Tusquets, autora, editora y mujer culta donde las hubiera. Como siempre que se toca el tema madre-hija, me siento obligada a leer el libro y aunque  no es reciente, se publicó hará un par de años sigue vigente su temática por lo universal. Madres e hijas siempre tratamos de equilibrar esa relación que nos personaliza y nos hiere. Sanar esa brecha es parte de la literatura.

TU Y YO, de Niccoló Ammaniti : un descubrimiento gracias a las redes sociales. El mundo de la adolescencia de la mano de un autor italiano calificado de “elegante prosa”. Dos horas de lectura que te sumergen en el encuentro de estos dos hermanos, Lorenzo y Olivia, ambos alejados del mundo por diferentes razones. Tampoco esta vez os recomiendo una novedad pero pienso que es un libro indispensable, melancólico y perturbador. Para leer en una noche de verano de insomnio.

Ambos relatos están publicados en  la editorial Anagrama. Y por hoy os dejo. Volveré con más libros y más historias.

Elvira Lindo

Mi descubrimiento de esta autora fue gracias a esta novela infanto-juvenil titulada  MANOLITO GAFOTAS, hace muchos años.

Cuando lo reeditaron me hizo mucha ilusión, y de hecho leí el primero de los libros con mi hijo, en mi afán de motivarle a leer. Lo leímos a dúo, y le gustó la experiencia y el libro. Manolito me permitió adentrarle también en mi infancia y así hacer más llevadero el mundo de las letras a un niño que es puro movimiento y pura visión. Con él una imagen vale más que mil palabras.

El año pasado retomé a esta autora, con un libro-diario que me encandiló: NOCHES SIN DORMIR.

 

La editorial lo califica de “Una mirada literaria y artística sobre una ciudad inimitable, Nueva York”, pero yo lo veo como un cuaderno donde su autora, una española en Nueva York, hace balance de su vida y de la ciudad que la rodea, que la ha acogido durante varios años, once para ser exactos.  Y me recuerda a esa narradora que hablaba desde la voz de Manolito, con candidez, humor, sinceridad y perplejidad ante todos los acontecimientos.

Ahora que estoy terminando otro de sus libros: LO QUE ME QUEDA POR VIVIR, me resulta aún más familiar su estilo, y reconozco  su humor cotidiano y al mismo tiempo su naturalidad para hacer visibles las cosas más rutinarias, pero con una visibilidad que roza la belleza, a veces la ternura. Me he sentido muy identificada con esa madre soltera que abarca el mundo a través de su hijo.

Sobre Nueva York, si pensáis viajar allí, publicó con anterioridad otro libro: LUGARES QUE NO QUIERO COMPARTIR CON NADIE,  y es curioso el título porque si algo hace la autora es compartirnos sus visitas a esta gran ciudad que tanto nos atrae.

Todos están disponibles en edición de bolsillo y en formato normal, rústica con solapas.

Y ahora os dejo, me apetecía compartir estos títulos para daros ideas. Feliz semana.

En el país de la magia: la literatura

Enya me cautivó cuando la escuchaba hace años,  y ahora al bucear en youtube, en busca de música, la he redescubierto. Y esta canción viene a cuento porque últimamente la magia como tema, como función de la literatura, como parte vital del mundo de los libros me viene y me va, me  aparece y  me desaparece, y he querido buscar en mis lecturas para ver cómo he traído hasta aquí esta idea. Yo fui una niña muy “introvertida” y ya sabéis que esto nunca ha estado de moda, pero  los libros me ayudaron a abrirme al mundo. También a idealizarlo porque mi mundo sólo era reconocido por mí, creé otro “mundo paralelo” que me alejaba del sensible, del físico, del temido “real”. Platón era mi filósofo favorito.

Resultado de imagen de ideas platonicas definicion

Cuando hace años leí la primera novela de J.K.Rowling: HARRY POTTER Y LA PIEDRA FILOSOFAL, volví a mi niña interior, volví a perderme en las letras como si fueran juguetes misteriosos, perdí la noción del tiempo y me dejé cautivar por este niño, luego joven, que CREE EN SI MISMO Y EN LA MAGIA. La forma de narrar de esta británica me fascina: incluso en sus novelas para adultos hay un sólido montaje detrás, una estructura perfecta, cuasi perfecta, y una argumentación convincente que te hace “tocar” los personajes y sus vivencias con cercanía vital.

¿Por qué os hablo de Harry Potter? porque estamos hablando de la magia. La magia de ser uno mismo a pesar del destino. Harry lo lleva escrito en su frente:lo que hicieron y vivieron sus padres, su forma de morir y de luchar la herederá él. Volvemos a los ancestros.  Este tema en la literatura es amplísimo, da para una tesis maravillosa pero este no es el espacio para ello. La literatura es también una puerta a la magia, creamos o no en ella, las palabras hacen magia si se posee la varita adecuada. J.K.Rowling posee esa varita y no la ha comprado en Amazon. Leyendo su pequeño discurso: VIVIR BIEN LA VIDA, del que os comenté en una entrada anterior (Libros de feria, publicada el 8 de mayo), comprendo su poder de convicción y su creencia en Harry porque como ella misma explica, proviene del fracaso.  Este huérfano que repele a los dementores y lucha contra el mal personificado en Voldemort es el niño que llevamos dentro y que permanece al frente de todos nuestros actos y pensamientos.  Harry es el protagonista de un cuento infantil y ya sabemos que el poder de la literatura infantil es para siempre. Porque está escrita.

El poder de la palabra es inmenso, y si no, hablemos con algún experto en PNL(Programación Neurolingüística). O asistamos a alguna sesión de cuentacuentos. O leamos. Impresa la palabra aún resuena más.

No es posible treparse de nuevo a la vida, ese irrepetible viaje en diligencia, una vez llegada a su fin, pero si se tiene un libro en la mano, por complicado y difícil de entender que sea, cuando se termina de leer, se puede, si se quiere, volver al principio, leerlo de nuevo y entender así que es lo difícil y, al mismo tiempo, entender también la vida.

Orphan Pamuk, El castillo blanco.

 

Papel o tinta electrónica, that’s the question!

Hace algunos días me llegó un artículo desde Instagram en el que se hablaba del conflicto  de los libros de papel y los de soporte electrónico: el cerebro humano los prefiere, más que al formato digital. Yo también. Pueden convivir, aunque el índice de lectura de los españoles no ha ascendido mucho. Y esta situación sí que da tristeza cuando ves la cantidad de títulos que se publican y que al cabo de unos meses van a parar de nuevo a los almacenes de editoriales y distribuidoras.

Os enlazo aquí el artículo mencionado y que pertenece a otro blog:  Por qué el cerebro prefiere el papel. 

De siempre, la tecnología me ha superado, y ahora que navego por ella, con chaleco salvavidas por supuesto, veo que leer en el ordenador, en la tablet, en el e-reader me cansa MUCHO. Soy muy comodona, lo reconozco. Muchos me diréis que no, y aunque  veo las ventajas de este nuevo soporte, sigo sin inclinarme por él.  Mis razones puede que sean sentimentales.

Busco la textura del papel, su olor, sea nuevo, sea viejo, busco los errores tipográficos y los interlineados fallidos, busco el abrir y cerrar de las hojas, busco la lectura de la letra impresa en tinta y no en pantalla. Arrastro mis dedos por sus páginas y el libro me devuelve mi tacto solidario. No me llegan igual las palabras desde la pantalla. No, si el texto es largo. No, si el texto es poético y sus versos se desparraman de forma inverosímil por la hoja. No, si he de subrayar las voces que me impactan o me emocionan.

Pero el no es muy relativo porque comprendo que hay muchos libros, muchas lecturas y poco tiempo, y la lectura en el e-reader es ¿más rápida? y más económica. Se han creado plataformas para “alquilar” en vez de descargar libros. Basta con suscribirse. Véase: Nubiko, Kobo, Kindle Unlimited, Tagus, 24symbols… La descarga electrónica nos ahorra dinero, sí;  ahorra papel,  también; ahorra contacto humano, lo cual no me parece positivo. Para mí leer es un punto de encuentro entre varias personas: autores, lectores, libreros, editores, bibliotecarios, críticos,  que en el caso del libro electrónico se retrae, se retrasa al hecho de leer. Muchos estudios advierten que la lectura en esos soportes digitales no centran la atención y la comprensión se hace de forma más dificultosa para el lector. Te pierdes en la tinta electrónica. A pesar de su inmediatez y su ligero peso. Os remito a otro artículo: https://www.julianmarquina.es/10-beneficios-del-libro-en-papel-y-otros-10-del-libro-electronico/

Me ha parecido muy útil para ver si mis razones de defensa del papel seguían siendo válidas.

Muchas personas se quejan de la falta de espacio en sus casas para albergar tanto huésped de cartón, otras muchas se interrogan sobre a dónde irán a parar sus “hijos literarios” cuando ellas no estén, y están los que por leer mucho van buscando ya donde donarlos o regalarlos. Es triste que estos objetos acaben así, pero y de todas formas, los libros descargados en la tablet por ejemplo, que se hayan leído, ¿a dónde van? ¿a la papelera de reciclaje? ¿a algún disco duro extraíble? si en los tiempos que corren dedicamos mucho tiempo al ordenador, el móvil, la tablet,  la televisión, etc, nuestros ojos necesitan un descanso.

El alma necesita un descanso pero afortunadamente existe el libre albedrío y cada uno escogerá el soporte, el momento y el libro adecuados. Yo os comento que tengo en mente tres libros: EL GUARDIAN DE LOS OBJETOS PERDIDOS, de Ruth Hogan, en editorial Duomo; MEMORIAS DE UNA OSA POLAR de Yoko Tawada, en editorial Anagrama, LA INVESTIGACIÓN, de Philippe Claudel, en editorial Salamandra. 

Os deseo feliz lectura.

 

Libros de feria

En estos días de Feria, he salido con mis amigos, los libros,  a la calle. Nos ha dado el aire y hemos experimentado la lluvia con tormenta, nos ha dado el sol  y nos ha venido bien: estábamos pálidos.

Mucha gente paseando. Muchas personas consultando y mirando. Niños curioseando. Y libros por doquier: estos son mis favoritos a recomendar.

Mis descubrimientos:(si pincháis en la portada de cada uno, os enlazo con su web o lugar donde podéis encontrar más información).

VIVIR BIEN LA VIDA, de J.K.Rowling, una de mis debilidades: la autora de Harry Potter. Uno de sus discursos expuesto como “manual” vibrante de autoayuda. El fracaso, visto desde otra perspectiva en un lenguaje ameno y vivo que te incita a actuar. Se lee en un santiamén pero es para degustarlo, como un buen té.

LOS SECRETOS QUE JAMÁS TE CONTARON de Albert Espinosa. No he leído nada de este autor, pero ya lo he anotado. Este libro es visual, impactante y va directo al corazón, o al cerebro. Educación emocional: empezamos dando gracias por ESTAR VIVOS. Y continúa: todo es sencillo y fluye pero por si acaso, Albert Espinosa nos lo recuerda.

IDIOTIZADAS, de Moderna de pueblo. No la conocía, pero me he divertido y llorado con este libro. Sus viñetas y sus comentarios ¿irónicos?¿tristes?, si es que la realidad supera la ficción. Cómo romper los mitos que Disney nos ha inculcado sobre nosotras mismas desde la experiencia vital de su autora, Raquel Córcoles.

EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva García Sáenz de Urturi. Todo el mundo hablando de la primera parte de esta trilogía, que está por acabar, y yo la empiezo ahora intrigadísima. La recomiendo porque te atrapa desde el primer momento y no quiero deciros más porque estoy enfrascada en ella. Un asesino en serie sí, pero con la implicación de varias  historias personales porque cuando la violencia sale a la luz, a todos nos mancha  y de fondo una ciudad que he descubierto, Vitoria.

COMO NO MATAR A TUS PLANTAS, de ediciones DK: no, no es una novela policíaca. Es un manual de divulgación para que aprendamos a ver qué planta tenemos en casa, bien en el interior, bien en el exterior, y las podamos cuidar sin sacrificarlas o martirizarlas.


CONTAR LEONES , de Katti Colton, en ediciones Flamboyant. Un albúm ilustrado infantil en blanco y negro, absolutamente sencillo y poético, que nos trae una naturaleza real pero mágica: estos animales están en peligro de extinción. A mí me ha encantado, además por su formato, mide 35 por 28. Me gustan los libros grandes.

Y aquí me despido, por ahora. Espero no haberos aburrido. 

¡Feliz semana!